abril 22, 2021

El Vapeador.es

El primer diario de vapeo en Castellano

Este es solo uno de los ejemplos de los numerosos artículos de difamación y presión socio-política a los que se tiene que enfrentar nuestro sector en Latinoamérica. En este breve extracto, podemos comprobar como, además de las ya conocidas estrategias usadas para equiparar tabaco y vapeo, en esta nueva oleada de ataques, se pretende hacer creer que el vapeo también favorece el contagio de la COVID-19 y fomenta su transmisión.

«En la lucha contra el tabaquismo, el estado de México se ubica a la vanguardia a nivel nacional, al ser una de las pocas entidades que cuentan con una legislación que ha logrado que espacios de los sectores público y privado sean declarados 100 por ciento libres de humo y ahora el reto es que también se incluya la regulación para el uso de dispositivos electrónicos, como vapeadores y cigarros electrónicos.

«Expertos en la materia, coincidieron en lo anterior al participar en la conferencia “Menos nicotina, menos humo, más salud en bares y restaurantes del Estado de México”, en la cual participó la Secretaría de Salud estatal, a través del Instituto Mexiquense Contra las Adicciones (IMCA), en la que se señaló que el cigarro es la tercer droga de impacto entre la población.

De ahí la importancia de combatir esta adicción que ahora se ve reforzada con la llegada de dispositivos electrónicos de administración de nicotina, por lo que se busca que se reforme la Ley de Prevención del Tabaquismo y de Protección ante la Exposición del Humo de Tabaco, a fin de que además de reforzar la prohibición de su uso en espacios cerrados, también se legisle en torno a la publicidad, promoción y patrocinio, lo mismo que con el cigarro común, se dé empaquetado genérico de estos artículos.»

«En su oportunidad, el director de la Oficina Nacional para el Control de Tabaco de la Comisión Nacional contra las Adicciones (CONADIC), Juan Arturo Sabines, precisó que también se debe incluir en el empaque de estos dispositivos la advertencia sanitaria de que son nocivos para la salud, pues se ha comprobado científicamente que el tabaquismo es un factor de riesgo para padecer COVID-19, sólo superado por la diabetes y la hipertensión.»

FUENTE: ASÍ SUCEDE